Sos del Rey Católico, la belleza medieval

Sos del Rey Católico se encuentra en la provincia de Zaragoza, si bien está más cerca de Pamplona (60 kilómetros) que de la capital maña (120 km).  Está situado a 760 metros sobre el nivel del mar, en una elevación de la Sierra de la Peña. Es la cabecera de la comarca de las Cinco Villas de Aragón.

La razón del nombre de esta localidad aragonesa tiene una doble explicación. En primer lugar, nació como Sos, una palabra que tiene su origen en el latín. Se llamaba Sancti Oppidum Stphandi, Ciudad de San Esteban. Y se acortó por las inciales SOS. Luego, en el 10 de marzo de 1452, allí nació Fernando el Católico y años después adquirió el nombre de Sos del Rey Católico.

El Casco Histórico ha conservado su esencia medieval. En 1968, Sos del Rey Católico fue declarado Conjunto Histórico Artístico y Bien de Interés Cultural. Pasear por este pueblo es retroceder a tiempos pasados. Es un delicia andar por las calles y plazas de esta villa.

En primer lugar, visitaremos el Palacio de los Sada donde nació  Fernando El Católico. Hoy en día, es un museo dedicado a este famoso rey español. Es una joya del gótico aragonés. Luego, acudiremos a la Iglesia de San Martín de Tours, templo románico del siglo XIII.

Seguiremos nuestro trayecto hasta llegar a la Iglesia de San Esteban. Está adosada a la muralla y es de estilo románico. Se conserva la pila donde fue bautizado Fernando el Católico. Además, hay que ver los frescos románicos ubicados en la cripta de la Virgen del Perdón.

Después, debemos ver el Castillo donde tras subir a la Torre del Homenaje podremos contemplar unas magníficas vistas de las cumbres pirenaicas. Acto seguido, iremos a las Murallas y la Puerta de Zaragoza.

Terminaremos la jornada visitando el Ayuntamiento, la Plaza Mayor, la Lonja medieval, el Palacio Español de Niño, la Ermita de Santa Lucía y el Santuario de Nuestra Señora de Valentuaña.   

Y no podemos abandonar Sos del Rey Católico sin probar y comprar su producto más típico: las trufas. Como curiosidad final, en este pueblo se rodó la célebre película española “La Vaquilla” de Luis García Berlanga en 1985.

Foto vía Turismo de Zaragoza

1 ComentarioDejar un comentario

Dejar una respuesta

Tu dirección de email no será publicada. Campo requerido *