Parque Nacional de Ordesa y el Monte Perdido

El Parque Nacional de Ordesa y el Monte Perdido se encuentran en el tramo central del Pirineo aragonés, al norte de las poblaciones de Broto y Torla, en la provincia de Huesca. Visto desde el río Arazas, presenta una impresionante aspecto con elevados escarpes verticales, salpicados de vez en cuando por estrechos rellanos conocidos con el nombre de gradas o fajas.

El parque se configura por una sucesión de valles montañosas de tipo glaciar. Su flora y su fauna resultan tan notables como variadas. Se puede ver bosques de hayas, arces, abetos, pinos, coníferas, bojs, serbales y bastantes animales como la cabra montés pirenaica o bucard, el quebrantahuesos, zorros, sarrios, rebeceos, águilas reales, nutrias, truchas, jabalíes y zorros.

Gradas de circo de Soaso y refugio de Góriz:

La ruta más sencilla conduce, remontando el curso del río Arazas, al sendero de acceso a las gradas de Soaso. Al fondo del graderío sobresale el circo de Soaso y, sobre él, la mole del Monte Perdido, y el curso alto del Arazas y la bellísima cascada de la Cola de Caballo.  A partir de allí, se puede llegar al refugio de Góriz.

Circos de Cotatuero y Carriata:

Otra de las rutas que recorre la parte superior de Ordesa es la que va ganando altura hasta las llamadas “clavijas de Cotatuero”. Continunando por el sendero, se llega al circo de Carriata y al Circo de Cotatuero, desde los cuales se obtiene una increíble panorámica del valle.

Faja del Pelay:

Se trata de una larga y elevada cornisa que, a través de siete kilómetros sobrevuela el fondo del valle por el que discurre el río Arazas. También se pueden llegar a la senda de los Cazadores, la Proa de Calcilarruergo, y los moles de Mondarruego, Tozal del mallo y Salarons. Del mirador parte, a unos 1.900 metros de altura, la faja de Pelay.

Valles del Añisco, Vió y Escuaín:

Se accede a estos valles desde Escalona, en el entorno de Aínsa. Una carretera bien señalizada se bifurca en dos: la que sigue por el fondo del valle hasta los cañones de Añisclo y el valle del Vió, y la que parte, a la derecha, hasta la impresionantes gargantas de Escuaín.

Valle del Pineta: 

Se accede desde la localidad de Bielsa situada algunos kilómetros más arriba del acceso a la ruta interior. Tras superar las localidades de Javierre y Espierba se llega al lago y al fondo del valle del Pineta.

Foto vía Escapada Rural

1 ComentarioDejar un comentario

Dejar una respuesta

Tu dirección de email no será publicada. Campo requerido *